28.° aniversario de la llegada del primer C-130B “Hércules” a nuestro país

22 de mayo de 2020

El día de hoy, se celebran 28 años de la llegada de uno de los tres Lockheed C-130B “Hércules” a nuestro país, los cuales fueron donados por la Fuerza Aérea de los Estados Unidos (USAF).

En ese entonces, la Fuerza Aérea Uruguaya dispuso que una tripulación completa acompañara en el vuelo “ferry” a la dotación norteamericana que traería el primer avión, el cual se calculaba que llegaría a Montevideo el 22 de mayo de 1992.

El viaje se desarrolló sin inconvenientes, arribando a Carrasco a las 16 y 30 del 22 de mayo, luego de haber sobrevolado todas las bases de la Fuerza Aérea. Al día de hoy, estas aeronaves han volado un total de 10000 horas en diferentes misiones.

El C-130 “Hércules” es un avión de procedencia estadounidense, de construcción enteramente metálica y de ala alta con cuatro motores turbohélice, caracterizado además por su gran autonomía y capacidad para poder aterrizar y despegar en pistas semipreparadas.

La dotación actual de la Fuerza Aérea Uruguaya cumple, entre otras, misiones VIP de largas distancias y misiones de carga y apoyo a diferentes unidades del Ejército Nacional. También, realizan vuelos hacia la Base Científica Antártica Gral. Artigas en el continente blanco, en apoyo al Instituto Antártico Uruguayo, transportando anualmente personal y apoyo logístico. Asimismo, cumplen misiones de ayuda humanitaria a países de nuestra América en situaciones de desastres naturales, muchas veces dentro del Sistema de Cooperación entre las Fuerzas Aéreas Americanas (SICOFAA).

Es de resaltar, que ha realizado numerosas misiones de apoyo a los despliegues de los contingentes de nuestro país cumpliendo Misiones de Paz al Servicio de las Naciones Unidas en Camboya, Eritrea y la República Democrática del Congo.

Los últimos dos meses estas aeronaves, entre otras, se han empleado para vuelos de repatriación de ciudadanos uruguayos varados en diferentes partes del mundo, a causa de la propagación del virus COVID-19 y el cierre de fronteras. En estas misiones de repatriación se han volado más de 100 horas.

Galería: Lockheed C-130B “Hércules”